• 5 formas de aprender inglés divirtiéndose

    Exacto, parece mentira pero es posible: puedes pasarlo bien mientras aprendes inglés. Ya hemos dicho en varias ocasiones que aprender un nuevo idioma no hay que limitarse a estudiar en clase con un libro delante. Gracias a la tecnología y a muchos otros factores tú mismo puedes decidir cómo, cuándo y dónde quieres estudiar.

    Por si todavía no te has acostumbrado a esta forma de aprender, aquí te dejamos unas cuantas ideas inspiraciones 😉

    1. ¡Canta!

    ¿Ya has notado que es más fácil aprender un idioma con la música que con cualquier libro? Especialmente el inglés, dado que hay tantas canciones populares en inglés, básicamente solo tienes que encender la radio. Este método tiene dos ventajas principales: la melodía hace que recordar las palabras sea mucho más sencillo. Nada que ver con la técnica de aprender palabra por palabra con infinitas listas de vocabulario.

    Además, te ahorras las dudas sobre la pronunciación, ya que los propios cantantes te la enseñarán 😉 Es muy fácil: busca la letra de tu canción favorita y si hay palabras que no entiendas, busca el significado en el diccionario. Y luego, ¡a cantar!, ya sea en el coche, bajo la ducha, con tus amigos… las opciones son infinitas.

    2. ¡Ve películas!

    Con el cine te va a resultar aún más fácil. Si ves películas en inglés, puedes activar los subtítulos para tener una ayuda. Pero pruébalo también sin ellos, verás que, siendo un contenido audiovisual, podrás entender la mayor parte gracias al contexto y a las expresiones de los actores. Si luego ves que se repiten expresiones que no entiendes o te gustaría conocer la traducción, puedes apuntártelas y buscarlas en un diccionario. Pero recuerda, muchas veces ciertas expresiones no tienen una traducción exacta, así que lo más importante es que captes el sentido y los contextos en los que se usa.

    3. ¡Juega!

    Si eres de esas personas a las que les encanta jugar, presta atención. Puedes buscar juegos (como por ejemplo “Activity”) en inglés. Como tienes que describir palabras vas ampliando tu vocabulario. También hay muchas aplicaciones que te ofrecen juegos en inglés o incluso que te enseñan el idioma de forma divertida como si estuvieras jugando.

    4. ¡Queda para una charla!

    Una de las formas en las que menos parece que estás “estudiando” es con los tándems lingüísticos (llámalos así si te apetece impresionar a tus padres o a tu profesor de inglés). Dicho en otras palabras, se trata de una quedada con otra persona para hacer un intercambio lingüístico, es decir: hablar durante un rato en el idioma nativo de la otra persona y luego otro rato en el tuyo. Esto se puede hacer en un café, en un bar, en la playa o en un parque. Realmente podéis hacer lo que más os apetezca ya que se trata de una charla casual y no de una clase privada con tu profesor.

    5. ¡Viaja!

    Viajar es la mejor manera de terminar hablando y aplicando todo lo que aprendiste. Si viajas a un país de habla inglesa tienes la inmersión total asegurada. Esto significa: no oirás ni hablarás más que inglés desde el momento en el que te despiertes hasta que te vayas a la cama. Al principio puede resultar un poco agotador, pero ya te acostumbrarás. Poco a poco irás soltándote más y serás consciente de cuántas cosas ya sabes al verte obligado a hablar en inglés.

  • ¿Aprender inglés en 2017? ¡5 trucos para organizar tu tiempo!

    ¿Qué te propones tú para el año 2017? ¿Aprender inglés está en tu lista? ¿O te suena más lo de abandonar los propósitos tras un par de semanas por falta de tiempo? Si este último es tu caso, queremos demostrarte que tienes más tiempo del que piensas, y que aprender inglés, específicamente, puede ser muy fácil.

    ¿Aceptas el reto? Prueba nuestros trucos para optimizar tu tiempo y encuentra tú también tus #ABAmoments para por fin aprender inglés.

     1. Aprovecha tu rutina diaria

    No hace falta reservar mucho tiempo extra en tu día a día, ni tampoco tienes que sacrificar otras actividades para aprender inglés. Hoy en día, no solo se aprende un idioma estudiando con un libro sentado en la mesa durante horas sino que podemos aprovecharnos del E-Learning. El E-learning te ofrece la posibilidad de estudiar en cualquier momento, si vas al trabajo en el tren, bus o metro, aprovecha el viaje y haz unos ejercicios desde tu móvil.

     2. Prioridades

    No te asustes, ya sabemos que la palabra “prioridades” puede sonar muy estresante, pero con unos pequeños cambios se puede lograr mucho. Por ejemplo, ¿cuánto tiempo al día pasas en tus redes sociales? Podrías estar haciendo un ejercicio de tu curso de inglés en ese mismo tiempo. O, en tu camino a la universidad, ¿escuchas música? Intenta escuchar un podcast en inglés en la ida y deja la música para la vuelta.

     3. El momento perfecto

    Si tú eres una persona de mañanas o más bien productiva por las noches, tienes que adaptar tu rutina. No sirve de nada esforzarte en estudiar en la mañana, si realmente estás muy dormido y trabajas mucho más concentrado por las tardes.

     4. Aprende del año pasado

    Es cierto eso que dicen de que hay que aprender del pasado, si ya sabemos que hemos cometido un error, ¿para qué repetirlo? Lo mismo se aplica en este caso, si ya el año pasado dijiste que querías aprender inglés pero al final no lo hiciste por falta de tiempo, ¡hazlo bien este vez!

     5. Menos es más

    Recuerda que a veces menos es más. Si piensas que para aprender un idioma necesitas invertir x horas, es lógico que te parezca que no tienes tiempo. Tenemos buenas noticias: ¡no es así! Lo importante es dedicarle algo de tiempo de manera regular, de esta forma avanzas más que estudiando una sola vez a la semana durante 6 horas. Además, dedicándole un poco de tiempo de manera regular, te costará menos si ya sabes que no es para tanto, y poco a poco te irás acostumbrando.

    Si te convence, ¡cuéntanos cuándo son tus #ABAmoments!;)

  • El top 5 de películas para practicar tu inglés navideño

    Ya te hemos convencido anteriormente de que aprender inglés con películas puede ser muy efectivo y es mucho más divertido. Por si necesitas un pequeño recordatorio, aquí tienes el artículo sobre las mejores películas para aprender inglés .

    Este mes podemos incluso darle un toque navideño. Incluso aunque no seas un gran entusiasta de la Navidad, dales una oportunidad igualmente…¡es por el bien de tu inglés! 😉 Este tipo de películas tiene la ventaja de que la mayoría de las veces no son muy complicadas de entender. La temática suele ser sencilla y también es muy fácil comprender los contextos sin saber todo el vocabulario en inglés. ¡Pruébalo sin subtítulos!

    1. How the Grinch stole Christmas

    Este clásico de Jim Carrey es de los que o te encantan o no te gustan nada. La historia trata sobre el Grinch, una criatura malévola que tiene el plan de arruinar las Navidades de todo el mundo. ¿Quieres saber si lo logra o no? Si tú también eres un poco grinch te podrá gustar esta peli. La voz de Jim Carrey a veces puede resultar difícil de entender (se trata de inglés americano) pero si ves la película con subtítulos no deberías tener problemas.

    2. Miracle On 34th Street

    Do you believe in Santa Claus? (¿Crees en Papa Noel?) Esa es la pregunta que seguramente todos en algún momento hemos escuchado o incluso hemos preguntado nosotros mismos. No sorprende entonces que también haya una película que trata sobre este tema tan delicado. Es del año 1994 pero sigue siendo un clásico de Navidad. Esta película también es para principiantes ya que no es muy difícil de entender.

    3. A Charlie Brown Christmas

    Si eres fan de Charlie Brown y Snoopy da igual si te gusta la Navidad o no, tienes que ver esta película. Además, tampoco es muy larga y resulta fácil de entender. A ver si los Peanuts te consiguen enseñar algo sobre el verdadero espíritu de la Navidad 

    4. Home Alone

    Seguramente todos ya habremos visto la historia de Kevin, el niño que se queda solo en casa durante las fiestas mientras su familia se va de viaje. Como Kevin está la mayoría del tiempo solo y casi todo sucede alrededor de su casa, es fácil de entender; puedes probar directamente a verla sin subtítulos.

    5. National Lampoon’s Christmas Vacation

    Más navideña imposible, en los 97 minutos que dura la película vas a ver más detalles navideños de lo que te puedes imaginar. Se trata de 97 divertidos minutos llenos de caos, en los que el cabeza de familia, Clark Griswold, demuestra que no lo tiene todo tan controlado como le gustaría a la hora de preparar la fiesta perfecta para su familia.

  • ¿List@s para la Navidad? ¡Aprende a hacer galletas en inglés!

    Diciembre, sobre todo las semanas anteriores a la Navidad, es el mes de las calorías, y para asegurarnos de que tú también tengas tu porción de dulces, te dejamos una receta de galletas, ¡en inglés!

    ¿Te ha pasado alguna vez que has buscado una receta, pero estaba en inglés y te perdiste con las indicaciones? No te preocupes, es normal teniendo en cuenta que, para comenzar, las medidas no aparecen en gramos sino en “cups” (tazas) y “tablespoons” (cucharadas) o “teaspoons” (cucharaditas). Para ayudarte con el cálculo, 1 cup de harina equivale aproximadamente a 250g.

    Pues aquí va nuestro clásico navideño, el famoso Gingerbread (pan de jengibre). ¡A ver cuánto entiendes sin leer la traducción abajo!

    EN

    Ingredients:

    3 cups all- purpose flour

    1 ½ teaspoons baking powder

    ¾ teaspoon baking soda

    ¼ teaspoon salt

    1 tablespoon ground ginger

    1 ¾ teaspoon ground cloves

    2 tablespoons cinnamon

    6 tablespoons unsalted butter

    ¾ cup dark brown sugar

    1 large egg

    ½ cup molasses

    2 teaspoons vanilla

    1 teaspoon finely grated lemon zest (optional)

    Directions:

    You’ll need two bowls. In one bowl whisk together all the dry ingredients (flour, baking powder, baking soda, salt, ginger, cinnamon, cloves). In the other bowl beat the remaining ingredients (butter, sugar, egg, molasses, vanilla, lemon zest) until it’s well blended.

    Now add the dry ingredients and blend it all together until you have a smooth dough. Divide it in half and wrap each half in plastic to rest at room temperature for at least 2 hours.

    Prepare the cookie sheet and preheat the oven to 375°. Roll the dough to ascant 1/4 –inch thick. Now you can choose the form of your cookies and cut them out. Bake only 1 sheet at a time from 7 – 10 minutes.

    Once you remove them from the oven let them cool down before you decorate them with whatever comes up in your mind. Enjoy!

    ES

    Ingredientes:

    750g de harina

    1 ½ cucharaditas de levadura en polvo

    ¾ cucharaditas bicarbonato de sodio

    ¼ de cucharadita de sal

    1 cucharada de jengibre molido

    1 cucharadita de clavo molido

    2 chucharadas de canela

    270g de mantequilla sin sal

    255g azúcar moreno oscuro

    1 huevo grande

    125g melaza

    2 cucharaditas de vainilla

    1 cucharadita de ralladura de limón (opcional)

    Instrucciones:

    Necesitarás dos boles. En uno de ellos mezcla todos los ingredientes secos juntos (harina, levadura en polvo, bicarbonato sódico, sal, jengibre, canela, clavo). En el otro bol bate todos los ingredientes restantes (mantequilla, azúcar, huevo, melaza, vainilla, ralladura de limón) hasta que esté bien mezclado.

    Luego, añade los ingredientes secos y bate todo junto hasta que tengas una masa lisa. Divídela en dos, envuelve cada una en plástico y déjala reposar a temperatura ambiente durante un mínimo de dos horas.

    Prepara la bandeja para las galletas y precalienta el horno a 190°. Estira la masa hasta que tenga más o menos medio centímetro de grosor. Ahora puedes elegir los cortadores para galletas que más te gusten y cortarlas una a una. Hornea una sola bandeja de cada vez durante unos 7-10 minutos. Retira las galletas del horno, déjalas enfriar y decóralas a tu gusto.

    ¡Que aproveche!

  • ¿Qué significa realmente el término “inglés británico”? 5 acentos que no tienen nada que ver con el inglés de la Queen

    ¿Tú también quieres aprender inglés británico? ¡Genial! Pero ten en cuenta que no será necesariamente el inglés que le oyes a la Reina de Inglaterra en sus discursos o el que escuchas en la BBC. Este acento se denomina “Received Pronunciation”, y se podría definir como un acento británico estándar, que en realidad muy poca gente habla.

    Si vas a Inglaterra verás que la mayoría de las personas hablan en el dialecto o acento de su zona, de los cuales hay una variedad impresionante. El inglés británico comprende más de 37 acentos diferentes, y seguramente incluso a la reina Isabel II le sale alguno cuando habla en privado.

    Aquí va nuestra selección, si conoces más acentos británicos, ¡añádelos a la lista! Para darte una idea, aquí te dejamos el video de Sibhan Thompson que te presenta los acentos británicos de manera muy divertida.

     1. Yorkshire

    La zona de Yorkshire está en el norte de Inglaterra y verás que muchos sonidos no se pronuncian como los aprendiste. Por ejemplo el “-i” al final de nasty se convierte en “-eh” como nasteh. Incluso las palabras mismas cambian, usan nowt en vez de nothing (nada) y owt en vez den anything (cualquier cosa).

    2. Scottish

    El propio acento escocés varía mucho dependiendo de la zona o incluso de la edad y género del hablante. Sin embargo, suele haber características bastante comunes como, por ejemplo, la pronunciación de la “u” como si fuera “oo”, como en pool (piscina). También se tiende a omitir la “g” al final de las palabras; por ejemplo, evening (tarde) se convierte en “evenin”. Pero lo más importante a la hora de hablar con acento escocés es aprender a marcar las erres, como hacemos en español.

    3. Birmingham (Brummie)

    El término Brummie hace alusión tanto al acento como a los propios nativos de Birmingham. Ozzy Osbourne seguramente es el ejemplo más famoso de un brummie. Dicen que este acento tiene una melodía más monótona que otros y que en general hablan más despacio. Pero si estás pensando que esto lo convierte en un acento fácil de aprender, ¡te equivocas! Si en vez de food (comida) escuchas snap y en vez de good bye (adiós) te dicen tarabit, cambiarás de opinión antes de lo que esperabas.

    4. Liverpool (Scouse)

    A la gente de Liverpool (y a su acento) se les llama scouse. Es un acento bastante llamativo, que para un extranjero puede resultar un poco más complicado de entender. Por poner un ejemplo: la letra “t” al principio de la palabra se convierte en “ts” como tsree (árbol) o Tsom (Tom). También conviene mencionar la aspiración de los sonidos en los dígrafos “ch” o “ck”. En Youtube encontrarás muchos vídeos con ejemplos.

    5. Newcastle (Geordie)

    El acento de Newcastle, llamado geordie, es otro ejemplo de que es mejor no concentrarse exclusivamente en el británico estándar. La palabra bought (pasado simple de buy – comprar) puede fácilmente sonar como boot (bota). Incluso la gramática puede cambiar. Por ejemplo us muchas veces lo sustituyen por we; entonces en vez de Can you wait for us? (¿Puedes esperarnos?) dirían Can you wait for we?

    Como puedes ver, el inglés tiene muchísimas más variantes de lo que parece a simple vista, así que vale la pena entrenar un poco el oído con todos los acentos para poder comunicarnos con más fluidez. El curso de ABA English te puede ayudar con eso: ¡los films y las video clases muestran hablantes nativos de todo el mundo!

  • 10 Palabras inglesas que nos complican la vida

    Aunque el inglés parece bastante fácil en comparación con otros idiomas, también tiene sus intríngulis. Especialmente, la diferencia entre spelling (ortografía) y pronunciation (pronunciación) puede complicarnos las cosas. Se pronuncian letras en palabras en las que no aparecen y, del mismo modo, al pronunciar otras se omiten letras que sí figuran en la grafía.

    Entendemos que para los estudiantes del idioma inglés esto puede causar frustración, pero no te desesperes, es solo cuestión de aprender las palabras de memoria. Tal vez esto te parezca una mala noticia, pero te prometemos que es más sencillo de lo que parece.

    Para empezar te dejamos 10 palabras que podrás incluir en tu lista:

    1. Neighbour = /ˈneɪbə/

    La palabra neighbour (vecino) puede causar dudas a la hora de pronunciarla, pero más aún si la quieres escribir. Como el trígrafo de las letras –ghb no es muy común en otros idiomas, puede confundir fácilmente y sobre todo porque no se pronuncia. Por no hablar de que en inglés americano se escribe neighbor.

    vecinos-en-ingles_1

    2. Choir = /kwaɪə/

    La pronunciación de choir (coro) también puede resultar frustrante ya que suena como “kwaia” pero no se ve ninguna a ni ninguna w por ningún lado.

    3. Vegetable = /ˈvɛdʒtəbəl/  

    Con vegetable (verdura) tenemos otro problema, se escribe V-E-G-E-T-A-B-L-E, pero se pronuncia más como “vedshtable”, es decir el –get se convierte en  un sonido que se oye como la ll en español de “llamar”, o la  j en inglés en la palabra juice (zumo).

    verduras-en-ingles_1

    4. Culture = /ˈkʌltʃə/

    En la palabra culture (cultura) tenemos otro problema bastante recurrente: se pronuncia la –u más bien como una –a, algo así como “calcher”.

    5. Squirrel = /ˈskwɪrəl/ 

    Por más mono que sea el animalito squirrel (ardilla), su pronunciación no tiene nada de agradable.

    ardilla-en-ingles_1

    6. Colonel = /ˈkɜːnəl/

    Aquí tenemos otro ejemplo de palabras en inglés que se escriben de una manera pero cuya pronunciación no tiene nada que ver. Colonel (coronel) no tiene ninguna –r, pero se dice “kernel”.

    7. Height = /haɪt/

    Como ves, las aes que no se escriben pero se pronuncian igualmente son bastante frecuentes en inglés. Height (altura) se escribe con –ei, pero igualmente se pronuncia como “hait”. ¿Has visto que nuevamente el dígrafo “gh” no se pronuncia?

    8. Jewellery = /ˈdʒuːəlrɪ/ 

    Jewellery (joyas) es otro caso que deberías aprender de memoria. Aunque no lo parezca, se pronuncia más bien “yuelry” y no Jewellery. Y cuidado con la ortografía, en inglés americano es jewelry.

    joyas-en-ingles_1

    9. Mischievous = /ˈmɪstʃɪvəs/

    Pues sí, la palabra mischievous (malicioso) a primera vista puede asustar. Pero si empiezas poco a poco verás que no es tan complicada. Se pronuncia más bien “MIS-CHI-VES “.

     

    10. Archaeologists = /ˌɑːkɪˈɒlədʒɪst/ 

    Y ya llegamos a la última, quizá la palabra más complicada: archaeologist (arqueólogo/a). Hay que decir que en español tampoco es una palabra demasiado fácil, pero si te sirve de consuelo te recordamos que, a menos que la arqueología sea tu hobby o profesión, no es una palabra que vayas a usar muy a menudo. Así que: ¡a practicar!

    arqueologo-en-ingles_1

     

     

    Illustrations by Abuga

  • El por qué 11.000.000 de alumnos aprenden inglés online

    Si exacto, son ya 11.000.00 de alumnos de todo el mundo los que usan el campus de ABA English. Es un número bastante importante, así que habrá algún motivo por el cual tantas personas estén usando el curso de inglésonline, ¿verdad?
    Si todavía tienes tus dudas, echa un vistazo a estas razones y fíjate en lo que comentan nuestros alumnos.

    1. Flexibilidad

    La flexibilidad que te permite el estudio online es la mayor ventaja. Desde la aplicación puedes estudiar en cualquier momento y así aprovechar el “tiempo muerto” de tu día a día. Esto te permite estudiar 7 días a la semana, y además así puedes finalmente cumplir con tu propósito de estudiar regularmente y sin excusa 😉

    Estoy empezando el nivel “Upper intermediate” de vuestro estupendo curso después de haber seguido todos los niveles anteriores. Quiero expresar mi admiración por su calidad. Soy Profesor Jubilado de la Universidad Politécnica de Madrid y sigo cursos por hobby. Llevo ocho años haciéndolo y nunca he encontrado otro curso tan bien hecho y tan divertido. Mi felicitación a sus autores.

    Luis Felipe Rodriguez Marín – España

    2. ¡A tu ritmo!

    ¿Recuerdas cuando tu profesor explicaba la gramática y todo el mundo iba haciendo los ejercicios? Todos teníamos que hacer exactamente los mismos, sin hacer hincapié en lo que a cada uno se le daba peor o mejor. En un curso online, tienes básicamente un curso individual, así sigues tu camino…¡a tu ritmo! Y si tienes dudas, los ABA Teachers están ahí para ayudarte y podrás contactar con ellos en cualquier momento. Y no, no son máquinas 😉 son profesores de carne y hueso que leerán tu consulta y te ayudarán a resolver tus problemas.

    Les felicito! Creo que es una muy buena manera de aprender. Es muy holística, han tenido en cuenta todas las facetas por la que puede pasar la frase/s. La construcción de la Web es de una gran calidad y eficacia. El video muy entretenido. Creo que es la primera vez que me encuentro muy identificado con el idioma, sin necesidad de estar en Inglaterra, ni con ninguna persona inglesa.

    Luis Monzó Fletcher – España

    3. El libro de inglés vs. La aplicación

    La aplicación tiene unas ventajas bastante claras: el coste, utilidad, interacción. Primero, no hace falta pagar un curso más un libro, con tu suscripción ya lo tienes todo en uno. Además tu libro de estudios seguramente no lo vas a llevar todos los días contigo, mientras que tu smartphone si. Y además de eso, la tecnología te ofrece mucho más que contenido escrito en blanco y negro, ¡puedes ver videos, escuchar la pronunciación de hablantes nativos y mucho más!

    Soy adulto mayor, médico. Realmente ABA es un estupendo sistema para mis objetivos de recuperación en el Ingles. La mixtificación de dialectos y la docencia con apoyo de base en el Español me resulta mucho mas eficaz que si solo fuere en Ingles. Estoy muy contento con haber tomado el curso. Estoy recomendando a amigos que están en mi mismo caso.

    Dr. Rodrigo Alban -Ecuador

    4. Todos los niveles en una app

    ¡Aquella etapa en la que cada año comprábamos un libro escolar ya se acabó! Con la aplicación tienes todos los niveles en una sola app, desde Beginners hasta Business. Esto te permite repasar los niveles anteriores con facilidad, por si tienes alguna duda.

    Me gusta mucho. Es como ver una película en TV y puedes entrenar tus habilidades con el idioma después o durante. Muy interesante y motivador.

    Linda Harbeck – Alemania

    5. Certificado

    Estudiar por tu cuenta tiene sus ventajas y desventajas. La mayor razón por la que uno se decide por un curso presencial es el certificado al final del curso. Si te compras un libro por tu cuenta, no vas a tener un certificado, ¡pero con nuestra aplicación SI! Incluso puedes subirlo a LinkedIn y mostrar así el nivel de inglés que has logrado.

    Me gustaron mucho las voces de los personajes, las explicaciones de los profesores, la nueva didáctica de la gramática…resumiendo, me gusta la nueva presentación del curso. Ahora es más claro, más atractivo y resulta más agradable estudiar todas las etapas. Los vídeos son geniales y además de mejorar la comprensión de la pronunciación, están muy bien grabados. Personalmente me han gustado mucho estas actualizaciones porque estoy segura de que aprovecharemos mejor todo el contenido. Congratulations! Excellent work!

    Carmen Molina Koyanagi – Brasil

  • Los 6 mejores trucos para aprender ingles

    Ahora dirás: ¿otro artículo sobre trucos para aprender inglés? Seguro que piensas que no te podemos contar nada nuevo, quizá tienes razón, pero también es verdad que se te puede olvidar aplicarlos, así que no está de más recordarlos.

    1. Supera tu miedo

    Al principio cuesta mucho hablar en otro idioma, te faltan las palabras para expresarte bien, no estás seguro de tu pronunciación etc.; pero tienes que tener claro, que si no cometes errores, no vas a mejorar. Tienes que hablar y ser proactivo, así que habla y haz errores para que puedan ser corregidos.

    2. Poco a poco

    A lo mejor esta táctica te puede ayudar: escribe cada noche antes de dormir 5 nuevas palabras en un post-it y pégalo por ejemplo al espejo en tu baño. Así por la mañana los verás y podrás aprender 5 palabras nuevas. Luego intenta hacer frases con estas 5 palabras para practicarlas en un contexto.

    3. Aprovecha de las redes sociales

    ¿Cuántas veces al día entras en tus redes sociales? Empieza a seguir páginas sobre temas que te interesen, pero en inglés. O páginas que estén dedicadas al aprendizaje del inglés. Así poco a poco te acostumbrás de leer noticias en inglés ampliando tu vocabulario.

    4. Objetivos

    Es cierto que con un poco más de presión muchas veces trabajamos mejor. Así que, si te pones objetivos semanales, serás más consciente del progreso que realizas. Por otro lado, es menos probable que dejes tus tareas para otro día, si sabes que al final de la semana tienes que llegar a una meta.

    5. Crea ambiente

    No, lamentablemente no estamos hablando de velitas y música relajante. Nos referimos a crear ambiente inglés en tu día a día. Cuanto antes te enfrentes al idioma inglés, más facilidad de familiarizarte con el tendrás. Puedes empezar cambiando el idioma de tus dispositivos (móvil, ordenador, cuenta de correo electrónico etc.)

    6. Amigos

    La regla de oro: ¡uno motiva al otro! Si, además, tienes la posibilidad de hacer un intercambio lingüístico, mucho mejor. Al final lo esencial para aprender un idioma es: ¡practicarlo hablando!

  • 6 series británicas que te van a dejar con un acento royal

    Ya te hemos hablado sobre series para practicar tu acento en inglés americano, pero claro, no todo tiene lugar en Hollywood, ni el inglés americano es el único que existe. De hecho, nuestros amigos británicos están mucho más cerca y, como hemos recibido varios mensajes que nos pedían más información sobre el acento británico, ¡aquí lo tenéis! Nuestro top 6 de series para mejorar tu acento y aprender un poco más sobre la cultura inglesa.

    1. Little Britain

    Más que una serie, Little Britain es un programa de humor, al que quizá tendrás que acostumbrarte. Ya sabemos que el humor británico no es para todos, pero te aconsejamos que le des una oportunidad. En este programa se presentan sketches sobre la vida diaria en Gran Bretaña, así te puedes hacer una idea de los personajes y estereotipos que te puedes encontrar allá. No hace falta mencionar que no se deberían tomar demasiado en serio los sketches. A los principiantes les puede resultar un poco difícil de entender, pero te aconsejamos que lo intentes igualmente con subtítulos. Además, recuerda que no es necesario entender todo la primera vez, las actuaciones de los personajes te ayudarán a entender el contexto y poco a poco te irás acostumbrando a la forma de hablar, la rapidez e incluso a los diferentes acentos. Aquí te dejamos un trozo, pero mejor no te tomes la actitud de Lauren con el francés como ejemplo a seguir a la hora aprender otro idioma, ¿eh? 😉

    2. The Office

    Como su propio nombre indica, The Office es una serie sobre el día a día en una oficina. Está rodado en estilo documental y los protagonistas son los empleados y el jefe, uno de esos personajes a los que no sabes si querer u odiar. Todos viven diariamente con la duda sobre si la empresa va a cerrar y les tocará buscarse otro trabajo. La serie original es británica, luego se hizo la versión americana, pero da igual qué versión elijas, ambas de gustarán. Y aunque no todo en esta serie te va a parecer muy “normal”, te vendrá muy bien para aprender vocabulario y expresiones de oficina.

    3. The IT Crowd

    The IT Crowd es una serie sobre dos chicos, Roy y Moss, que trabajan en el departamento técnico en el sótano de una gran empresa. Se podría decir que Roy y Moss son dos inadaptados sociales, pero en el fondo son buena gente y sus personajes se hacen querer. Su nueva jefa, Jen, es todo lo contrario que ellos, pero por otro lado no tiene absolutamente ninguna conexión con el mundo de la tecnología, así que forman un buen equipo. Esta comedia también está bien para principiantes, ya que los personajes hablan muy claramente y no demasiado rápido.

    4. Sherlock

    Si te gustan las historias de detectives, esta serie te va a gustar. Se trata de la versión moderna del clásico Sherlock Holmes, además vale la pena verla no solo por la trama que te enganchará, sino también por las imágenes de Londres que se pueden ver.

    5. The Crown

    Si tú también eres fan de la Royal Family, esta es la serie que tienes que ver. The Crown trata sobre la vida de la reina Isabel II, ¡más británica no puede ser! Aunque es cierto que se trata de una colaboración entre las televisiones estadounidense y británica, igualmente te resultará fácil entender los diálogos ya que los personajes no hablan muy rápido y además lo hacen en un inglés muy puro.

    6. Downton Abbey

    La serie Downton Abbey es un drama histórico y, al igual que Sherlock y The Crown, nos lleva unos cuantos años atrás en el tiempo, específicamente a la época posterior al hundimiento del Titanic, antes de la Primera Guerra Mundial. La serie gira en torno a una familia de la alta burguesía inglesa, los Crawley, que necesitan encontrar un nuevo heredero. Como te puedes imaginar, a lo largo de la historia se crean intrigas, amores y conflictos, ya que no solamente se refleja la vida de la nobleza sino también de los sirvientes de la casa de Downton Abbey. Esta serie te ayudará a mejorar tu inglés con un vocabulario bastante variado.

  • Vocabulario imprescindible para el Black Friday y Cyber Monday

    ¡Se está acercando el Black Friday! No te preocupes, no es otro Halloween, pero sí, es un acontecimiento que también viene de los Estados Unidos. Con el “viernes negro” empieza la campaña de Navidad, y después el Cyber Monday (ciber lunes), que está dedicado a las compras de artículos tecnológicos.

    Todo empezó en los años 60, cuando los comerciantes aún escribían sus datos de facturación a mano o a máquina, con tinta negra preferiblemente. Con tinta roja se indicaban las pérdidas, y de ahí viene el término Black Friday, pues se trataba con un especial día de rebajas creado con el propósito de cambiar los números de rojo a negro. Desde los Estados Unidos se fue extendiendo poco a poco en todo el mundo este día de súper rebajas, así que también este año (el 25 de noviembre concretamente) podremos encontrarnos con un montón de ofertas en muchas tiendas.

    Tomamos la ocasión para aprender un poco de vocabulario y expresiones sobre el tema. Y el tema es…¡shopping! Si no te emociona mucho porque no eres un shopaholic, igualmente, ¡no dejes de leer! El vocabulario también te sirve si estás, por ejemplo, en el extranjero de vacaciones, porque hasta el más grinch del shopping compra un souvenir de vez en cuando. Aquí vamos:

    ¡Dime qué quieres comprar y yo te digo adónde ir! – Tiendas

    – Frutería: Greengrocer’s

    – Floristería: Florist’s / Flower Shop

    – Supermercado: Supermarket

    – Tienda: Shop/Store

    – Centro comercial: Shopping center/ Mall

    – Perfumería: Perfume shop

    – Farmacia: Chemist’s (BE)/ Drugstore (AE)

    – Librería: Bookshop

    – Panadería: Bakery

    Frequently Asked Questions

    – ¿Quieres acompañarme de compras?

    Do you want to go shopping with me?

    – ¿Sabes dónde puedo comprar botas de invierno?

    Do you know where I can buy winter boots?

    – ¿Tienes estos en una talla más pequeña?

    Do you have these in one size smaller?

    – ¿Tienes esta camiseta en verde?

    Do you have this t-shirt in green?

    – ¿Dónde están los probadores?

    Where are the changing rooms?

    – ¿Cuánto cuesta?

    How much does it cost?

    – ¿Se puede pagar con tarjeta?

    Can I pay by card?

    – ¿A qué hora abre/cierra la tienda?

    At what time does the shop open/close?

    – ¿Dónde está la sección de electrodomésticos?

    Where is the section with household appliances?

    Con este vocabulario ya deberías estar bien preparado para la maratón de compras que te espera pronto. ¡Preparados, listos…ya!